lunes, 2 de diciembre de 2019

MEDITACIÓN "MARANATA"



Os adjunto el enlace al vídeo de esta semana de mi canal de Youtube: "Meditación Maranata", que es una palabra que se utiliza mucho en grupos de oración, pero también puede usarse para meditar. Procede del arameo y significa "ven, Señor". Repítela así: Ma-ra-na-ta. Cuatro sílabas que se pronuncian con el mismo énfasis. Muchas personas repiten su mantra al ritmo de su respiración, pero esto no es lo importante.
Lo importante, lo indispensable, es que repitas el mantra del principio al fin a una velocidad lenta y regular: Ma-ra-na-ta.
La sencilla regla es que te acuerdes de encontrar un lugar tranquilo en tu casa o donde te encuentres. Siéntate con el tronco erguido. No es necesario que te sientes en la posición de loto, pero podría ser de ayuda si lo haces – vale la pena aprenderlo. Pero lo importante es sentarte con el tronco erguido. Lo esencial de la postura es que la columna vertebral esté lo más derecha posible. Con respecto a respirar, la regla sencilla es que respires. No te angusties si debes meditar inhalando o exhalando. ¡Haz las dos cosas! Pero la regla más importante es que recites interiormente el mantra, que repitas tu mantra en silencio. Y este es el arte de la meditación, aprender a decir tu palabra de principio a fin. Así de sencillo.
¿CÓMO MEDITAR? Busca un lugar silencioso. Siéntate con tu espalda erguida, permanece quieto. Cierra tus ojos suavemente y empieza a repetir tu palabra sagrada o tu plegaria corta, silenciosa, interior y amorosamente durante todo el tiempo de la meditación. Recomendamos la palabra "Maranata". Recítala en cuatro sílabas con igual énfasis. Sé fiel a la palabra. Si surgen distracciones, simplemente regresa a tu plegaria, no hagas juicios, sé fiel a la palabra. Medita durante 30 minutos cada mañana y cada noche, cada día de tu vida. No evalúes los resultados. Persevera en la práctica humilde y “amorosamente”.